En el tenis prácticamente podemos hablar de la existencia única de tres tipos de apuesta jugables en todas las casas: victoria simple, apuestas a handicap de juegos y apuestas a total de juegos disputados.

Los mercados más rentables en las apuestas de tenis

En general estas tres apuestas son las que priman en su utilización y con las que normalmente debemos movernos.

En principio y por sistema las apuestas más rentables han de ser las que rondan la cuota 2 y esas son sistemáticamente el hándicap de juegos y el total de juegos, obviamente hay que tener en cuenta mucho las características de la pista, de los jugadores y su momento de forma, además del head to head entre ambos que suele ser muy determinante de por donde debe ir el partido.

En muchas ocasiones vemos que las casas ofertan apuestas del estilo quien conseguirá antes 10 o 20 puntos, quien conseguirá el primer break, quien conseguirá el saque más rápido, quien hará más dobles faltas. Todas estas apuestas que acabo de comentar son realmente las menos rentables, y además con diferencia. Las cuotas que en las mismas se plantean son fruto de la estadística, y en el control de esos datos las casas nos sacan ventaja claramente. Es cierto que en ocasiones uno puede acertar y coger una buena racha, pero sistemáticamente son apuestas poco rentables.

Las que sí suelen ser rentables con una adecuada gestión son las apuestas live en tenis. Ello requiere estar viendo el partido para tener sensaciones reales y aprovechar para hacer una especie de trading o encontrar el valor a una cuota tras una ruptura de servicio por parte de uno de los jugadores, en especial en partidos equilibrados, tras un break las cuotas se descompensan demasiado y es relativamente fácil obtener beneficios estando atentos a esos movimientos.

Artículo suministrado por Artista.