Comprender cómo funcionan los márgenes puede tener un impacto enorme sobre nuestras pérdidas o ganancias al final de la temporada. Vamos a explicar en este artículo cómo funcionan los márgenes en las apuestas 1X2, una de las opciones más populares entre los apostantes.

 

La ecuación de cáculo de márgenes en apuestas 1X2 es muy simple:

 

Margen = (1/Probabilidades victoria anfitrión) + (1/Probabilidades victoria visitante) + (1/Probabilidades empate) – 1

 

      Paso 1:

 

Para calcular márgenes en apuestas 1X2, lo primero que se debe hacer es convertir cada una de las tres opciones al formato decimal, esto es, la parte de la ecuación encerrada entre paréntesis: (1/Probabilidades). Veamos un ejemplo:

 

Para la primera semana de competición en la Premier, un corredor de apuestas ofrecía 1,338 por el Arsenal como ganador en casa para su partido contra el Sunderland, el cual se pagaba como ganador a 9,870, mientras que el empate se cotizaba a 5,050.

 

Para el Arsenal, como equipo que juega en casa, las probabilidades se calculan como: 1/1,388 = 0,72 (lo cual significa un 72% de oportunidades de victoria). Para el visitante, Sunderland, la cotización está a 1/9.870 = 0,10. Y para el empate, las probabilidades son 1/5,050 = 0,198.

 

      Paso 2:

 

Sustituimos valores en nuestra ecuación y realizamos el cálculo del margen:

 

Margen = (0,72) + (0,10) + (0,198) – 1. El margen resultante es el 0.018. El 1.8% si lo expresamos en forma de porcentaje.

 

      Comparación de márgenes en apuestas 1X2

 

El mismo partido ofrecido por otra popular casa de apuestas online ofrece la siguiente cotización:

 

Arsenal – 1,36

Sunderland – 6,5

Empate – 4,33

 

Estas cotizaciones generan un margen del 12% para la casa, lo que es seis veces más caro que lo ofrecido por el corredor de apuestas. En términos prácticos, esto significa que si invertimos 100?€ por el Sunderland como ganador en 1X2, ganaríamos 330,7€ más jugando en con el corredor de apuestas que haciéndolo en cualquier otra gran casa de apuestas online.

 

 

*Artículo redactado por Michael Gales, traducido por Centroapuesta.