En Brasil 2014 irán en búsqueda de aquella gloria que una vez puso al fútbol uruguayo en lo mas alto del planeta y justamente en el mismo país anfitrión.

 

Si de historia del fútbol o de los mundiales hablamos, uno de los primeros nombres que se nos puede venir a la mente es Uruguay. Equipo que supo ser anfitrión de la primera Copa del Mundo en 1930 y supo llevarse la misma en esa edición frente a los argentinos por un recordado 4-2.

 

Veinte años después, cuando el mundo volvía a mirar a Sudamérica en una nueva edición del Mundial en Brasil 1950, el equipo charrua volvió a demostrar toda su fuerza y actitud dentro de una cancha de fútbol para lograr levantar su segundo copa mundial en una memorable final ante Brasil por 1-0 provocando el famoso e histórico “Maracanazo”.

 

12 son las participaciones de Uruguay en los mundiales, además de los dos campeonatos el equipo celeste tuvo una gran actuación en Sudáfrica 2010 terminando en la cuarta posición cayendo en un resultado ajustado frente a Holanda en Semifinales.

 

Con la base del último Mundial que supo ilusionar al pueblo uruguayo, incluyendo a su gran figura del momento Luis Suarez (goleador de la liga de Inglaterra) en plena recuperación, y algunas caras nuevas, su técnico, Washington Tabarez aspira a repetir estos resultados en un complicado grupo D que los tiene como cabeza de serie junto a Inglaterra, Italia y Costa Rica.

 

Su arribo a Brasil 2014 fue sin duda muy luchado, alternado grandes actuaciones como las que llevaron a coronarse campeones de la Copa América 2011 venciendo a Paraguay en la final y eliminando a Argentina por penales, como un agónico quinto puesto que lo llevo a disputar el repechaje frente a Jordania.

 

Con 7 partidos ganados, 4 empatados, 5 perdidos y 25 goles anotados como concedidos la celeste supo acomodarse en el ultimo puesto hacia la clasificación para luego enfrentar al equipo asiático y derrotarlo sin problema por un 5-0 global.

 

Si bien es considerado el grupo de la muerte para varios, Uruguay se encuentra dispuesto a disputar un lugar en los octavos y poner nuevamente marcha a la ilusión de levantar la tercera copa.

 

Frente a los otros dos equipos históricos del grupo supo verse la cara en otras citas mundialistas. Ante Inglaterra aun no cayó con un recordado 4-2 en 1954 y un posterior 0-0 en 1966 con los ingleses como locales; mientras que con los italianos la historia es distinta ya que empato 0 a 0 en México 1970 y cayó en 1990 por 2 tantos contra 0.

 

Costa Rica y Uruguay no muestran antecedentes en Copas del Mundo, sin embargo se vieron las caras en el repechaje del 2009 donde los celestes lograron un 1-0 de visitante y un empate en uno en el Centenario. Seis son los encuentros disputados entre ambos con cuatro victorias charruas y dos empates.

 

En caso de acceder a la próxima ronda y disputar los octavos de final los rivales saldrán de Colombia, Costa de Marfil, Grecia y Japón en un duro Grupo C.

 

Las apuestas son variadas a favor y en contra del conjunto uruguayo: favorito frente a Costa Rica con 1.45 y dando la sorpresa frente a los ingleses con 2.55, pero no así con Italia donde 2.90 es el precio que cotizan por un victoria frente a un 2.35 de los europeos. Buenos números para tener en cuenta y dar la sorpresa en un grupo de por si imposible de predecir su final.

Artículo redactado por Santiago Squassi.