Gran controversia ha generado la donación de 300 mil euros realizada por la firma de apuestas Bet365 al partido laborista de Inglaterra, a pesar la reciente decisiones del gobierno de invalidar su decisión sobre la instalación del Casino de Manchester y la posible de revisión de las pautas de publicidad sobre los negocios de las apuestas.
Según el editorial del periódico inglés que realizó este descubrimiento, esta donación que figura publicada en la Comisión Electoral es una “hipocresía” en cuanto a la resolución de los problemas de juego que sufre el país.

«Es muy poco rico ver a Gordon Brown enseñarnos moral sobre los «supercasinos» mientras acepta sumas de 6 cifras por parte de casas de apuestas» afirmó una fuente del Partido Conservador.

El predecesor Brown, ex primer ministro Tony Blair dejo una deuda al partido de cerca de 40 millones de dólares, y esta publicación especula que será difícil para el actual gobernante inglés fundar una campaña electoral en octubre sin invitar a otros donantes individuales importantes.