El portal de apuestas betfair recibió la suma de 3 mil apuestas por segundo durante los 90 minutos de partido de la final de la Champions League entre el Liverpool y AC Milán, reportando 40 millones de euros.
El Milán que según todos los pronósticos partía como favorito con una cuota por su triunfo de 2,4 euros por euro jugado, misma que bajo a 1,6 euros después del primer gol logrado por Inzaghi.
Finalmente culminó a 1,05 euros por euro jugado.

Por otro lado el Liverpool logró ir aumentando la cotización de sus cuotas hasta llegar a 1,25 euros por euro jugado.

En caso de que Liverpool hubiese salido victorioso, habría supuesto hasta 200 euros por euro jugado en el minuto 90. Antes de empezar el encuentro, el 2-1 se pagaba a 18 euros por euro jugado.