La popularidad de las casas deportivas en España continúa creciendo entre el público español con ofertas muy competitivas que abarcan desde el fútbol hasta la pelota vasca.
Este fenómeno que se inició en tierras inglesas, ha tomado por asalto a los españoles, siendo la liga profesional de ese país la segunda que más apuestas genera por detrás de la Premier League de Inglaterra.

Mientras que el volumen de negocio se ha multiplicando de forma constante a un ritmo de dos y tres dígitos en los últimos cinco años. También un factor determinante es lo popular que se han convertido disciplinas como la Formula 1, gracias al campeón español Fernando Alonso.

Betfair, firma de apuesta online que desde su fundación en el año 2000, ha crecido cerca de un 30% anual en ingresos y beneficio, en España registró un crecimiento de más del 150%, tan sólo en el último año.

Otro gran ejemplo de la magnitud de este fenómeno en la península ibérica, fue que durante el enfrentamiento entre Rafael Nadal y Roger Federer en la final de Wimbledon, se produjo cerca de 45 millones de euros en apuestas cruzadas.