Después de una cuidadosa evaluación, las autoridades de Pinnaclesports han decido abandonar de manera voluntaria el mercado de los Estados Unidos, acción que será tomada de manera inmediata.
Producto de esta medida a partir este jueves 11 de enero del 2007, no serán aceptadas apuestas de clientes que se encuentren situados dentro de los Estados Unidos.

“Nos gustaría asegurar a todos nuestros usuarios que sus balances están disponibles, pero aquellos que se vean afectados por esta medida estarán obligados a retirar sus saldos utilizando la función de cajero que está en su cuenta”, expresó un portavoz de Pinnaclesports.

A pesar de esta decisión, directivos de Pinnaclesports reiteran que continuarán presentado sus servicios en Canadá y otras partes del mundo.