Ejecutivos de la firma de apuestas austriaca bwin, aún consideran posible que al corto plazo se pueda producir una apertura del mercado estadounidense de juegos de azar en línea.
«Creemos que la tendencia a la regulación en los EE.UU. todavía está allí. A pesar de que el Congreso ya no está dominado por los demócratas, esto no lo hace diferente desde nuestra perspectiva.”, expresó un portavoz de bwin.

Según este representante de la empresa, los recursos en impuestos que se podrían generar por la despenalización de este sector podrían ser considerables.

«Entendemos que la industria de los juegos de póquer en línea estadounidense será regulada, ya que quieren tener acceso a esa fuente de ingresos. La evolución de regulación en los EE.UU. verá aumentar el interés en estos activos. Pero todavía no hemos establecido ningún plazo firme, y se verán todas las opciones.», indicó el representante de la empresa.