La firma de apuestas Bwin logró ganancias de un 75 por ciento durante el tercer trimestre, con un EBITDA de 16,8 millones de euros, 9,6 millones más que el mismo periodo tiempo el año anterior.
Este aumento se registró el sector de apuestas deportivas, a pensar de que el rendimiento del mismo es tradicionalmente más lento durante está época.

Bwin, que encabezó la clasificación de las 50 empresas líderes en el área de eGaming en el mundo este año, con ingresos brutos del 5,3 por ciento interanual a 101 millones de euros, a partir de 95.9 millones, respaldada por un aumento de 3,4 por ciento.

Mientras que los ingresos respecto al Póker crecieron sólo un 1,3 por ciento llegando a 23,3 millones de euros, mientras que la actividad del casino experimentó un saludable aumento del 7 por ciento a 18.1 millones.

«La creciente popularidad de las apuestas en vivo también representan un cambio en la proporción del volumen de negocios fuera de los deportes tradicionales de apuestas (pre-partido), a las apuestas en directo», expresó un portavoz de la empresa.