La prohibición de cualquier uso no autorizado de procesamiento de las transacciones de juego en línea en Noruega se ha convertido finalmente en ley.
Esta nueva legislación establece que el procesamiento de pagos para las apuestas remotas, donde el juego se lleva a cabo sin una licencia de Noruega se suma a «la participación de accesorio» en el juego ilegal.

Este delito se aplicará a cualquier proveedor de servicios financieros que asista en la transferencia de los pagos de los jugadores en Noruega, la cual entrará en vigor el 1 de junio.

Es precisamente en este día que inicia la aplicación en los Estados Unidos del “Internet Gambling Enforcement Act”, código que prohíbe a los proveedores de servicios financieros hacer transferencias de los usuarios a las casas de apuestas que operan a través de la Internet, incluidos las gigantes de la industria de tarjeta de crédito Mastercard y Visa.

Sin embargo, Stephen Ketteley, experto en la práctica la ley de juego, minimizó la importancia de la ley afirmado lo siguiente: «Si bien esta evolución, la cual viene gestionándose desde hace tiempo, hará que los bancos, procesadores y empresas relacionadas tengan que evaluar las actividades que podrían ser afectadas por la prohibición, pero creo que aún está por verse el gran efecto que podría tener esto en los operadores noruegos.