La firma de apuestas inglesa Ladbrokes no ha tenido un buen inicio de año, sufriendo una importante baja de sus ingresos en los últimos meses. La ganancias de la empresa se desplomaron en un 34 por ciento en el primer cuatrimestre de 2009 finalizado en abril.

Esto fue producto de lo que denominaron una baja anormal en el mes de marzo, así como la nueva oferta de apuestas gratuitas para los nuevos clientes. A pesar de ello, en Mayo los ingresos volvieron a normalizarse, según informaron ejecutivos de esta casa de juegos de azar a través de un comunicado.

De manera concreta, estas cifras estuvieron por debajo en un 4 por ciento en todo el Reino Unido. Mientras que el margen de ganancia neta bajó a 17.5 por ciento en comparación al 17.7 por ciento logrado el año anterior.

También se especula que otro efecto negativo podría ser que producto de la actual crisis mundial, los jugadores cada vez invierten menos dinero por apuesta.