La junta directiva de Ladbrokes aún no a tomado la decisión sobre quien será el próximo director general en reemplazo de Chris Bell, quien renunció después de estar en frente de esta empresa por alrededor de 20 años.
Esta situación se suma a los malos resultados que ha tenido la empresa durante el 2009, ya que se ha visto obligada a recaudar 274.6 millones de libras con en la emisión de derechos en octubre para fortalecer su balance.

Recientemente Ladbrokes presentó una nueva versión de su servicio de apuestas deportivas en línea, con planes de transmitir en vivo más de 30.000 eventos deportivos en su sitio web este año.

También ejecutivos han revelado en el día de hoy un acuerdo de joint venture para lanzar una línea de juegos de azar online para el mercado Sudafricano, con planes de expandirse por el resto de África.