Autoridades de victoria, la primera casa de apuesta con licencia para operar en la región de Madrid, la cual ha surgido producto de la alianza entre el consorcio español Codere y la gigante inglesa, william hill, exigieron a las operadoras de juego ‘on line’, cesar su negocio debido a que funcionan de manera «ilegal».
El director general de Operaciones de la firma, pidió a estas operadores virtuales, a obtener su licencia o simple dejar de operar a través de la Internet, antes que la Administración regional comience a tomar en breve las medidas correspondientes para hacer cumplir la Ley.

«No es sostenible un modelo con operadores que cumplen las reglas de juego con los que no las cumple. Así, las casas de apuestas por Internet no pagan impuestos a la Agencia Tributaria, ni cumplen las condiciones del servicio, ni la oferta de la Comunidad de Madrid ni respetan las medidas para proteger a los grupos de riesgo», agregó el ejecutivo.

victoria es la primera empresa de manera oficial autorizada para explotar el negocio de las apuestas, bajo la concesión otorgada el 1 de abril por la Dirección General de Juego de la Consejería de Hacienda de la Comunidad de Madrid.

Posee 70 locales en total, 50 propios y 20 con acuerdos de asociación, los cuales se distribuyen en salones de juego, bingos, casinos y estadios deportivos.

Para no llegar a este punto, el director general de Operaciones de esta firma, Jaime Estalella, solicitó a estas operadoras virtuales que obtengan su licencia o que dejen de operar ‘on line’.